Urbanismo Griego

La ciudad griega era concebida como una obra de arte. Daba especial atención a las perspectivas, relación con la naturaleza y topografía (ejemplos: Acrópolis de Atenas y santuario de Delfos).

El edificio es concebido como parte de un conjunto: lo que importa son sus valores plásticos dentro de ese conjunto.

Estaba organizada y diseñada para el disfrute de sus habitantes. Escala humana.

El arte ocupaba un lugar preferente en el bienestar ciudadano.

Función pública (civil y religiosa): progresivamente se adecuará a las necesidades de la democracia.

En la polis podemos distinguir diferentes zonas:

La ACRÓPOLIS era la parte alta de la ciudad, un recinto fácilmente defendible donde destaca el templo, dedicado a la divinidad protectora de la polis, y donde se guardaba sus tesoros.

Acrópolis de la ciudad griega, Atenas

    El ÁGORA, plaza principal de la ciudad dedicada a la actividad pública (función política y comercial), en la que se hallan:

  • Los edificios oficiales: Ecclesiasterón, Bouleuterión, Stoá, Prytaneion
  • Las construcciones recreativas (odeón, estadio,  gimnasio, palestra, teatro) para el disfrute de los ciudadanos.

Reconstrucción del ágora de Atenas. A su alrededor, junto a las casas de los aristócratas, vivían artesanos y comerciantes

 

En la época helenística muchas ciudades nuevas adoptaron el plano hipodámico u ortogonal, con el fin de racionalizar el espacio urbano.

Plano de la ciudad de Mileto (s. V a.n.e.)

 

La ciudad se desarrolla en cuadrícula, es decir, con una trama ortogonal o con las calles en damero. Los modelos más antiguos fueron planificados por Hipodamos de Mileto en Grecia, de ahí que este plano se conozca como trazado hipodámico: un trazado caracterizado por la regularidad y claridad, modelo difundido desde el urbanismo helenístico y romano hasta nuestros días.

 


Plano de la ciudad de Mileto (s. V a.n.e.)